Chile

Experta advierte: “La pandemia generó una crisis económica, sanitaria y mental sin precedentes”

El último estudio sobre salud mental en Chile arroja cifras alarmantes: 1 de cada 5 chilenos ha sufrido o sufre algún trastorno de salud mental, el 16% presenta cuadros de depresión y 28% de ansiedad.

Experta advierte: “La pandemia generó una crisis económica, sanitaria y mental sin precedentes”

Además, el 27,8% de los chilenos dice sentirse deprimido, un 38,9% se siente constantemente agobiado y 21% siente altos niveles de soledad. Otro 39,7% presenta pérdida de sueño y 13,2% insomnio. Asimismo, un 29,2 es sedentario y un 10,1% con consumo de riesgo de alcohol.

Las cifras corresponden al informe 2022 de la Pontificia Universidad Católica de Chile y la asociación Chilena de Seguridad, las que sin duda corresponden en gran medida a secuelas del aislamiento por Covid, que aumentó en un 25% los cuadros depresivos y ansiosos. Adriana Fernández, directora (S) del Centro de Atención Psicológica de la Universidad Alberto Hurtado, aseveró al respecto que “la pandemia generó una crisis económica, sanitaria y mental sin precedentes” para el país. Lo que junto al estallido social “provocó altos niveles de incertidumbre, ansiedad y temor en las personas”.

Una visión similar es la de Alberto Larraín, director ejecutivo de la Fundación ProCultura. Consultado por Canal País, el médico psiquiatra sostuvo que “la crisis de salud mental es la crisis sanitaria más importante que tiene el país porque desde que comenzó la pandemia tendríamos dos problemáticas: primero el Covid y luego el problema de salud mental, cuyos indicadores en general han ido empeorando, tal como lo han reflejado las últimas encuestas”. Afirmo asimismo que “esto refleja que no se le ha tomado el peso suficiente desde el inicio de la pandemia a lo que tenía que ser el tema de la salud mental respecto a educación, promoción, pero sobre todo respecto a entregarle estrategias a la población de cómo poder abordar una temática que claramente le iba a estar impactando de manera importante”.

El facultativo criticó además que “nos encontramos con brechas importantes asistenciales, tenemos tiempos de espera que son más largos –tanto en el sector privado como en el sector público- y no hay horas para antes del 2023 y eso nos hace en tener que pensar en nuevas estrategias para poder abordar esto de manera más comunitaria y poder entregar una atención diferenciada para quienes son hoy día quienes más lo requieren”.

Fernández por su parte concluyó que “la pandemia nos puede dejar como aprendizaje la importancia de mantener vínculos afectivos saludables, tener espacios de descanso y de autocuidado, de evitar abrumarse por las peticiones o demandas del colegio y del trabajo, priorizar el tiempo en la familia y el poder compartir y el darse cuenta del valor de la vida, que es algo que nos va a dejar de herencia este minuto, de valorar lo que tenemos, en estar sanos, el no padecer enfermedades severas, y de esa manera ir saliendo de esta situación tan difícil”.